jueves, 19 de agosto de 2010

En la geografía de mis manos 9


Nueve



Hermana tierra.
Cordón atado a la cintura       playas caribes
islas flotando sobre un turquesa pálido
ceremonias de barcos aprendiendo sus rutas.
Mediterráneo cuerpo atrapado
en culturas antiguas y fulgores modernos.

Te veo en el oriente lejano
en las bahías azules             en el continente negro
por desiertos y montañas esculpidas de hielos.

Ansío que encuentres tu destino magno
-célebres mañanas en que eras bella-

Sin guerra      ni asedios  
sin bloqueo en tu mente       tampoco en tu cuerpo.

Las estrellas anuncian un camino inequívoco
Aquellas furias han muerto por fuegos malignos
El amor las redime     pero muertas viven.

Sabemos dónde está la luz
(quiero abrir los ojos y encontrar las pupilas brillantes
de aquellos que esperan
la sangre pura   la palabra escrita el nuevo poema)

que alienta a caminar
y poner a salvo a nuestra tierra herida.

Con otra mirada
Tierra herida..
Incansable canto a la existencia.
Aún quedan palabras con el poder de puñales
        que vienen detrás de un cortejo sin cuerpos.

Atraviesan límites       redes sin destino.
Impiden que el aire penetre en la tristeza
        y el mundo soñado se agite sin formas.

Tierra cubierta de brazos alzados
        testigo de ofrendas
que repiten la señal de los cielos.

Tierra hermana de rostros que preguntan
       levantan los ojos invocando
       al dormido viento.
Aún el llanto genera albergues
       en manos que apartan la dolencia.

Tierra de paisajes abismados y confines de hiedra
por cada lágrima un nuevo misterio
      para saber si la memoria es credo.

Tierra herida  dominada por fantasmas
      aún hay palabras habitadas por la magia.
En noches apacibles se liberará el nombre
y volverás a ser con la claridad del día
tierra consagrada       cuenco en la hoguera.

Se han partido estrellas en mis ojos
     con otra mirada veo el costado del mundo.



® Cecilia Ortiz


(Imagen, Anna (Bi) en Flickr.com)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada